El 15 de mayo de 1992, a las 10:25 de la mañana, la bandera chilena flameaba por primera vez en la Cumbre del Everest, la montaña más alta del mundo. Atrás quedaban diez años de desvelos, dos expediciones fracasadas y un compañero ausente.

Leave a Reply

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *